Beneficios de los créditos para emprendedores

Los créditos para emprendedores son una manera de ayudar a nuevos empresarios en la financiación de sus proyectos. De esta forma también se promueve el empleo autónomo y permite que haya más empresas en el mercado.

Los créditos para emprendedores son préstamos de un monto bajo que le permite, por lo general a jóvenes emprendedores, dar los primeros pasos en el mundo de los negocios. El objetivo principal es permitir cubrir las necesidades de los emprendedores siguiendo criterios de sostenibilidad económica.

¿Funcionan los créditos para emprendedores?

Conforme los negocios van avanzando y las necesidades van surgiendo, siempre aparecen nuevas ideas de proyectos para lanzar al mercado. Hay veces que resulta difícil tener con anticipación el dinero necesario para hacer realidad el sueño de la empresa propia, por estas razones surgen los créditos para emprendedores.

Podemos mencionar las siguientes ventajas de los créditos para emprendedores:

  • Sin aval. No es necesario acreditar avales o recibos de sueldo, porque lo que se prioriza es que el negocio tome vida y puedas iniciar tu emprendimiento.

  • Plan de negocio. Algunas entidades financieras podrán pedirte que presentés un plan de negocio, asegurando de esta manera que podés acreditar la seriedad de tu proyecto y verificar que tendrás los ingresos necesarios para pagar el crédito solicitado.

  • Flexibilidad. Las variables de pago de cuotas, costo mensual y tiempo de duración suelen ser bastante flexibles, dependiendo del tiempo que elijas para devolver el dinero.

Cuestiones a considerar de los créditos para emprendedores

Una vez que analizaste las oportunidades de negocio que tenés, hay que conseguir el dinero que necesitás para emprender tu nuevo proyecto. Este paso es muy necesario, pero también requiere que tomés en cuenta ciertas cuestiones para hacer las cosas de la mejor manera. A la hora de sacar un crédito para emprendedores tenés que saber que:

  • Pago sin demoras. Pagar en las fechas acordadas en el contrato con la entidad prestamista. Estos pagos tendrán que ser conforme se acordó, ya sean pagos parciales o signifique el pago de la totalidad del crédito, como sucede en la mayoría de los microcréditos. Es importante que registrés en tu agenda personal las fechas de vencimiento del préstamo para no acular intereses por cuota impaga.

  • Pago de los intereses y de las comisiones que correspondan al crédito. En la mayoría de las entidades financieras, las comisiones y los intereses ya se encuentran integrados en un único pago que se suma a la cantidad de dinero prestada. De esta forma es más fácil y rápido pagar sin tener que estar haciendo cuentas de más.

  • Devolver la totalidad del préstamo. Es importante que el pago de las cuotas del crédito y los intereses generados se abonen dentro de las fechas acordadas.

  • Brindar información certera. A la hora de rellenar los formularios para solicitar un crédito para emprendedores, es importante dar toda la información solicitada de manera certera. Es decir, que los datos personales y las circunstancias económicas personales sean verdaderos. De esta forma, se agilizará el estudio de riesgo del solicitante y se podrá valorar fácilmente la viabilidad del crédito solicitado.

  • Informar cambio de datos. En el caso que cambiés de domicilio, te casés, te divorciés o enviudés, tenés que informarlo a la brevedad a la entidad prestamista. Lo mismo sucede en el caso que cambien tus circunstancias financieras, ya sea que hayas conseguido un nuevo trabajo o que te hayas asociado a un colega para desarrollar el emprendimiento.

  • Informar descubiertos. Parte de tu obligación como consumidor es brindarle la seguridad necesaria a la entidad prestamista que tenés la solvencia suficiente para devolver el dinero. Hay veces que esto no puede suceder por cuestiones externas a tu persona y que deberán ser informados a la entidad prestamista para reevaluar el contrato que tienen por el crédito para emprendedores.

  • Cumplir el objeto del crédito para emprendedores. Lo que implica es que le des al dinero prestado la utilidad para la cual lo solicitaste. Esta obligación tiene especial importancia en el caso de los créditos para hipotecas o préstamos para la adquisición de vehículos.

  • Sólo fines legales. El uso del dinero prestado será sólo para fines legales.

creditos-para-emprendedores-2

Tus derechos como consumidor de un crédito para emprendedores

Una vez que conocés cuáles son tus obligaciones como requirente de un crédito para emprendedores, tenés que entender cuáles son tus derechos como consumidor de un crédito. En esta sección te contamos lo que tenés que saber para evitar abusos y conocer la letra chica de las entidades prestamistas:

  1. Publicidad transparente: pedí información detallada y completa de los intereses, plazos y un ejemplo del precio total del crédito.

  2. Contrato detallado: el cliente tiene derecho a quedarse con una copia íntegra del contrato, y que el documento refleje todo los pormenores de la operación. De esta forma podrás revisar las condiciones si te surge alguna duda durante el cumplimiento del contrato.

  3. Asegurate que la información sea veraz y clara: el documento contractual debe estar redactado en un lenguaje sencillo, evitando la utilización de tecnicismos. Leelo bien antes de firmar el contrato y asegurate de entender todos los términos que contiene y preguntá lo que necesités para saber lo que estás firmando.

  4. Devolución del dinero: asegurate de cuáles son las circunstancias en caso de devolver el dinero de forma parcial o total previamente al plazo acordado. Esto puede conllevar una penalización.

  5. Acceso al Veraz: allí podrás encontrar todos los datos donde figuran los “morosos”. Esta información suele ser indispensable para los bancos y las entidades financieras para otorgar un crédito. Averiguá de forma previa cuál es el estado de tu situación ante el Veraz.

  6. Recibir el dinero en el plazo acordado.

En caso que necesités un crédito para emprendedores podés averiguar en Vivus cómo acceder al tuyo de forma fácil y sencilla ¡No esperés más!

06/09/2018