Home Office efectivo y productivo: 6 recomendaciones

El Gobierno Argentino anunció una serie de medidas en pos de contener el avance del COVID-19 (Coronavirus), entre las cuales se insta a las empresas a permitir, siempre que sea posible, que sus empleados desarrollen sus actividades desde casa.

El home office se ha impuesto, en estos días, como una opción “necesaria” y recomendable.

Muchas empresas, entre las que se incluye Vivus Argentina, por medidas preventivas tomaron la decisión de cuidar a sus empleados y utilizar esta modalidad de trabajo y seguir operando con normalidad.

Sin embargo, pocos conocen las herramientas que se pueden utilizar y la manera de hacerlo de forma efectiva. A continuación les brindamos una serie de consejos y recomendaciones que pueden ser de utilidad.

¿Qué es el home office?

Es una modalidad de trabajo que, cuando la ocupación lo permite, consiste en realizar las actividades laborales desde el hogar.

Afortunadamente hoy en día, gracias al desarrollo tecnológico, esta modalidad se puede realizar con gran eficiencia sin perder productividad.

Seis consejos y buenas prácticas para un home office productivo y exitoso

Si bien trabajar desde la casa permite sentirse más distendido y relajado es importante que se tomen algunas medidas.

imagen Home Office 2

  • 1. Establecé objetivos claros

Cuando se trabaja desde casa se carece de una supervisión directa y ello puede llevar a que se “pierda el foco”.

Tanto vos como tu empleador tienen que conocer cuáles son los objetivos planteados para hacer una gestión efectiva y seguimiento de los mismos.

  • 2. Fijá metas específicas diarias

Fijar metas diarias, medibles y razonables es una buena manera de mantener la productividad.

Una vez establecidas tus metas diarias podés usar post-it o cualquier tipo de recordatorio que te ayude a mantenerte enfocado para cumplirlas.

También es recomendable que te tomes cinco minutos al final del día para fijar y repasar las metas del día siguiente y establecer prioridades.

  • 3. Mantené una comunicación constante con tu equipo de trabajo

Es importante mantener una comunicación constante con las otras personas que integran el equipo e ir reportando los avances diarios. Trabajar remoto no significa que estás trabajando solo.

  • 4. Fijá horarios y establece una rutina

Esto es clave para evitar trabajar más horas de las necesarias y cumplir con las metas diarias.

Recordá dejar un espacio para el almuerzo y el descanso.

  • 5. Acondicioná un espacio de trabajo que fomente tu productividad

Con la modalidad de home office tenés la oportunidad de crear un espacio de trabajo a tu gusto. Pero siempre teniendo en cuenta algunos aspectos:

Que no sea “demasiado cómodo”. No trabajes desde la cama o un sillón. El espacio debe ser agradable pero que te permita mantener la atención y enfoque en tus metas y deberes.

Siempre que sea posible intentá que sea un lugar aislado del resto de los espacios comunes de la casa, donde no haya tránsito constante de gente.

Aseguráte de que sea un espacio bien iluminado, de ser posible con luz natural y, si se puede, incluí objetos que ayuden a relajarse, como plantas u otros tipos de objetos que sean de tu agrado.

  • 6. Planeá breves descansos entre cada objetivo

Una buena práctica puede ser establecer espacios de dos horas, entre los cuales podás concentrarte al máximo en cada tarea pendiente y al cumplirse ese lapso de tiempo evaluar tus avances.

Trabajar por bloques de tiempos suele dar muy buenos resultados. Y es importante que te tomes un breve descanso entre bloque y bloque.

Aprovechamos también para recomendarte otros artículos que pueden servir de ayuda durante estos días de estar en casa. El primero para conocer aplicaciones para hacer ejercicio tanto fuera pero también dentro de casa, y el segundo para tener una lista de canales de YouTube para aprender inglés -o mejorarlo- desde casa.

17/03/2020